El Salvador recibe su primer cardenal, un asistente del Beato Óscar Romero

First slide
First slide
First slide
First slide
Previous Next

Más de 35 mil personas hicieron una ola dirigidos por sus obispos en el Estadio Monumental Cuscatlán de El Salvador en San Salvador. Uno de los obispos presentes el 20 de mayo y quien también fuera asistente del Beato Óscar Romero, era Monseñor Gregorio Rosa Chávez, obispo auxiliar de la Arquidiócesis de San Salvador, quien será primer cardenal de El Salvador y fue un asistente del Bendito Oscar Romero, en el 20 de mayo. 

Obispos, sacerdotes y feligreses viajaron de todas partes de El Salvador para la celebración nacional del Jubileo de Oro de los 50ª Años de la Renovación Católica Carismática Mundial. Padre José E. Hoyos, director del Apostolado Hispano de la Diócesis de Arlington, fue invitado para predicar sobre el tema “el nuevo Pentecostés” y “la Nueva Evangelización”, también dijo que cada año por el 50ª aniversario “es un gol anotado contra el diablo”.  

"La gente está regresando a la Iglesia porque ellos se identifican con uno de los suyos. El Espíritu Santo está haciendo historia con el nombramiento de Monseñor Gregorio Rosa Chávez. El Salvador necesita un buen líder ahor". Padre José E. Hoyos, director del Apostolado Hispano del la Diócesis de Arington

Sirviendo en la Diócesis de Arlington, Padre Hoyos trabaja con todos de los hispanos, especialmente los salvadoreños, de acuerdo con él, 60 por ciento de la populación de la diócesis son de El Salvador. Debido a esta fuerte conexión, Padre Hoyos ha visitado el país ya que conocía a los líderes religiosos como el cardenal electo Chávez. 

“Uno de los frutos del Espíritu Santo fue que el obispo Gregorio Rosa Chávez fuera nombrado cardenal”, dijo Padre Hoyos. “Lo he conocido por más de 20 años. Él es muy humilde y lo ha sido desde la muerte de Romero”.

Monseñor Rosa Chávez fue un asistente del Beato Óscar Romero, quien murió durante la celebración de la Misa en 1980. Monseñor Rosa Chávez fue nombrado obispo auxiliar de la Arquidiócesis de San Salvador en 1982. 

“Así como amigos, le dije, ‘¿Cuándo serás el obispo de esta diócesis?’ Él sonrió, ‘Bien, estoy feliz de lo que estoy haciendo, y el Espíritu Santo decidirá’.”

Cuando llegó el anuncio el domingo que el Papa Francisco había elegido cinco nuevos cardenales fue una sorpresa que Monseñor Chávez Rosa subiera de obispo auxiliar a cardenal. 

Durante la predica de Padre Hoyos en El Salvador, él pidió a los asientes para alejarse de las drogas, pandillas, violencia y un estilo de vida promiscuo. De acurdo con él, El Salvador tiene dificultades con los inmigrantes que deportan de E.E. U.U., pero la Iglesia está tratando de darles la bienvenida.

Padre Hoyos asocia el cardenal electo de Monseñor Chávez Rosa con la elección del Papa Francisco. 

“La gente está regresando a la Iglesia porque ellos se identifican con uno de los suyos”, dijo Padre Hoyos. “El Espíritu Santo está haciendo historia con el nombramiento de Monseñor Gregorio Rosa Chávez. El Salvador necesita un buen líder ahora”.

 

© Arlington Catholic Herald 2017