Venerar reliquias de santo de gira por EE.UU. es oportunidad de renovación, dice sacerdote

First slide

PHILADELPHIA - Las más importantes reliquias de santa María Goretti, conocida como "la patrona de la pureza", están en una "peregrinación de misericordia" en Estados Unidos este otoño.

Es la primera vez que su cuerpo ha estado en Estados Unidos. Para el 13 de noviembre, cuando las reliquias están programadas para regresar a Italia, estas habrán sido vistas en casi 20 estados, incluyendo Chantilly. Según la sede de Internet mariagoretti.com, "se están estudiando actualmente" los planes para el recorrido del 2016 por la mitad occidental de Estados Unidos.

Las reliquias de la Santa María Goretti serán expuestas para la veneración en la Iglesia de Santa Verónica en Chantilly el 22 de octubre. La veneración terminará a las 10 p.m. y se celebrará la Misa solemne a las 7 p.m.

"Es algo hermosísimo ver una parroquia, una escuela, una prisión renovada después de la exposición", dijo padre Carlos Martins, quien lidera la peregrinación. Esta es la base de la existencia de este ministerio y no puedo esperar a ver dónde santa María lo llevará".

Las reliquias consisten prácticamente de todos los restos esqueléticos de santa María encapsulados en una estatua de cera de tamaño real dentro de un ataúd con lados de cristal. Sus reliquias están en recorrido mientras su santuario mayor en Netunno, Italia, está bajo renovación.

Manteniendo la declaración del papa Francisco del próximo Año de la Misericordia, ella fue presentada como la santa patrona de la misericordia, lo cual pareció especialmente apropiado para la primera parada: la prisión de máxima seguridad Sing en Nueva York. La exposición, realizada el 21 de septiembre, no fue abierta al público pero le ofreció a los presos una oportunidad de venerar las reliquias.

Después de la catedral basílica Sacred Heart en Newark, Nueva Jersey, vinieron paradas en el Encuentro Mundial de las Familias en Hatfield, Pennsylvania, el 22 de septiembre; en el santuario nacional St. Rita of Cascia en Filadelphia el 23 de septiembre; y en la iglesia St. John the Evangelist en el centro urbano los días 24 y 25 de septiembre.

Santa María Goretti era una niña italiana de 11 años de edad en 1902 cuando fue apuñalada repetidamente mientras defendía su virginidad contra un agresor de 20 años de edad, Alessandro Serenelli. Mientras yacía muriendo al día siguiente, ella recibió la eucaristía y le perdonó diciendo: "Quiero verle en el cielo para siempre".

Serenelli, quien se arrepintió de su crimen mientras servía 27 años de prisión, más tarde entró en un monasterio. Él estuvo presente en la canonización de María por el papa Pío XII en 1950, momento en que fue presentada a los jóvenes como modelo de castidad.

En la iglesia St. Maria Goretti en Hatfield, padre Andrew Brownholtz, párroco, dijo que la exposición y veneración duró el día completo e incluyó por lo menos 25 sacerdotes que vinieron a concelebrar la Misa.

Él calculó que durante el transcurso del día miles de personas visitaron la iglesia para venerar las reliquias de la santa patrona de la iglesia.

El santuario nacional St. Rita fue el primero en la arquidiócesis en estar de acuerdo en ser anfitrión de la peregrinación. La reverencia de las reliquias comenzó después de la Misa de la tarde en el santuario y continuó durante la noche del 23 de septiembre, según el padre agustino Joseph Genito, párroco.

Mientras tanto, las visitas al santuario aumentaron notablemente durante el Encuentro Mundial de las Familias, incluyendo un autobús lleno de visitantes de Australia con un arzobispo y un obispo celebrando la Misa. Hacia el final de esa semana el itinerario del santuario estaba totalmente lleno para visitas guiadas.

© Arlington Catholic Herald 2015